El UCAM anima el mercado de fichajes para la permanencia

204
Tekio en una imagen del entrenamiento del martes, 4 de enero, en el campo del Mayayo. Foto: UCAM Murcia CF.

El UCAM Murcia CF está moviendo el mercado de fichajes en Primera RFEF en su búsqueda por la salvación en la segunda vuelta del campeonato de liga.

El club universitario ya ha incorporado al delantero Rubén Mesa, de 29 años y procedente del Extremadura UD; al mediocentro Raúl Palma, que estaba en el Xerez Deportivo de Segunda RFEF; y al lateral ‘Tekio‘, que vuelve a la disciplina azul dorada desde UD Logroñés.

Mesa cuenta con amplia experiencia en la extinta Segunda B: pasó por CD Badajoz y los filiales de Atlético de Madrid, Villarreal, Rayo Vallecano y Recreativo de Huelva. En el club onubense jugó 22 partidos en Segunda División A en la temporada 2014/2015.

Raúl Palma, centrocampista de 26 años, se formó en la cantera del Cádiz CF, donde llegó a jugar con su filial en el grupo X de 3ª División. Posteriormente, el gaditano jugó en el Conil CF, Albacete Balompié ‘B’ y Atlético Sanluqueño, antes de debutar con el San Fernando en la extinguida 2ª División B en la temporada 2017/18 y permanecer en el cuadro isleño cuatro temporadas. El mediocampista disputó esta campaña 10 partidos en Segunda RFEF con el Xerez Deportivo.

Sergio Blázquez ‘Tekio’, lateral derecho de 31 años y natural de Molina de Segura, ha jugado esta campaña 13 partidos de titular con UD Logroés. El jugador ya estuvo en el UCAM Murcia CF, con el que disputó más de 100 partidos entre 2012 y 2017, y regresa tras ascender con el Elche de Segunda B a Primera; su paso por el Volos griego y el conjunto riojano que le ha dejado salir.

No serán las únicas altas. La dirección deportiva de Pedro Reverte es consciente de que necesitan incorporar varios futbolistas más para pelear por la salvación en Primera RFEF.
Respecto a las bajas que se han dado, por el momento, en el equipo de Salva Ballesta: Nuha Marong (Llagostera), Antonio Caballero (CD San Fernando) y Johan (cedido por UCAM al Coruxo).